lunes, 27 de agosto de 2018

Vuelta de vacaciones y nuevo Anime recomendado: High Score Girl

Me he tomado unas vacaciones largas con el Blog de varios meses sin escribir post, ¡pero lo necesitaba! Aunque he seguido escribiendo algún artículo más para la web de Gamuza y aunque con calma, continuaré con la serie.

En vacaciones me he dedicado a descansar, viajar un poco y jugar juegos de Super Nintendo, Mega CD, alguno de Nes… todo un poco retro, lo que se ha enlazado con el descubrimiento de otro Anime que trata el tema de los videojuegos llamado High Score Girl que habla precisamente de muchos juegos de antes al contarnos una historia que sucede en los años 1990.

El Anime High Score Girl nos presenta a Yaguchi Haruo, un muchacho que vive en el año 1991 y que ama jugar videojuegos. No es popular en la escuela, ni saca buenas notas, ni es un tipo majo y sociable. Solo se considera adicto a los videojuegos. En un salón recreativo lleno de máquinas arcade conocerá a Ono Akira, compañera de clase considerada la más inteligente, atractiva y con mejor futuro académico. Ono esconde sin embargo el secreto de ser una jugadora excepcional. Ella y el protagonista jugarán a Street Fighter II y sus secuelas, resultando en un montón de humillantes derrotas por parte de Haruo. Akira, la chica que nunca habla, comenzará así a seguir a Haruo por todas las salas de juego, algo que acabará haciendo que forjen una extraña amistad.

El diseño de personajes de esta serie no me gusta demasiado y, como siempre, las tramas románticas y los personajes son muy típicos, pero tiene detalles curiosos, como la pequeña obsesión del protagonista por la consola PC Engine (Que creo recordar que en Europa salió con el nombre de Turbografx), y es que efectivamente todos los nombres de consolas y juegos que aparecen son reales de aquella época, con sus imágenes respectivas de aquellos 90s que fueron una era dorada de los videojuegos y las salas arcade. Juegos de lucha y disparos por todas partes, los primeros títulos en 3D, buen acabado de los sprites 2D…






¡Qué tiempos aquellos!

No hay comentarios:

Publicar un comentario