miércoles, 19 de febrero de 2014

Gamificación

La gamificación, igual que muchas otras cosas, es algo que hemos hecho toda la vida pero que no se ha puesto de moda hasta que alguien le ha colocado un nombre que viene del inglés. Básicamente consiste en aplicar mecánicas de juego a situaciones de la vida real para hacerlas más divertidas e interesantes (por ejemplo en educación, en el entorno laboral, etc).

Es relativamente fácil para alguien que ha jugado mucho o ha diseñado juegos pensar en ideas de mecánicas que se puedan aplicar fuera de los videojuegos y ya empiezan a verse las más comunes en entornos como puede ser el de la Web. Por poner un ejemplo, los foros ya tratan de fomentar la participación del usuario mediante la concesión de medallas o logros. Es muy común ir acumulando puntos de experiencia y obtener reconocimientos por publicar un determinado número de mensajes o ganar fama entre el resto de usuarios.

Bien, pues efectivamente todo esto, o viene de los videojuegos hacia el mundo real, o en su momento fue del mundo real a los videojuegos. Y es que todos llevamos años viendo como las tablas de records del típico juego se puede aplicar como un sistema de puntuación en, por ejemplo Universidades (creo que en Japón se lleva mucho), tratando de fomentar la competitividad y esa necesidad humana de que se nos premie por nuestro esfuerzo.

Aplicado al mundo del marketing la gamificación, además, empieza a sustituir o complementar los ya anticuados sistemas de fidelización de clientes dando más importancia y “logros” no solo a aquellos que más consumen nuestra marca, sino también a los que la siguen en las redes sociales, la recomiendan, aquellos que visitan nuestras tiendas, etc.

Por ejemplo pensando en mecánicas sencillas se me ocurre el típico bar, de los muchos que hay en mi tierra, en el que, si te unes a su Web en las redes sociales empieza a premiarte con logros como “Rey de la birra” (se me ocurre ese nombre) cuando, desde que te haces cliente hasta ese momento, has consumido 100 botellines de cerveza. Así, si el usuario del establecimiento consigue su medalla presumirá ante sus amigos (que pueden tener otras) en su página correspondiente en las redes sociales o aplicación móvil. (Y este es un ejemplo muy simple y no demasiado creativo de cómo se podría aplicar algo típico de un videojuego al mundo de los negocios)

Y es que se pueden sacar ideas muy interesantes que pueden funcionar muy bien en ámbitos como el de la enseñanza, para hacerla más divertida y fomentar el esfuerzo, aunque personalmente me cuesta ver esto fuera de la competitividad que ya fomenta nuestra sociedad en general, y que hace que para llegar a ser el primero haya que derrotar a otros y que, a su vez, haya un último que haya sido continuamente vencido y al que no le vaya tan bien. Competitividad que, en cierto modo, luego se aleja de la realidad de que los mejores están en puestos superiores (¿Quién no ha tenido un jefe que sabía mucho menos que sus empleados de muchos temas del negocio y de todo lo que le rodea?).

Por otro lado a la hora del trato a los clientes igualmente la gamificación puede ser peligrosa dependiendo de las manos en las que caiga, debido a que algunas marcas no solo pretenden que las compremos, sino también que las amemos y vivamos esperando sus nuevos productos hasta el punto de modificar nuestra vida y horarios para tenerlos (algo que en mi opinión no es muy sano).


4 comentarios:

  1. Si, muy bien descrito, la recompensa en general funciona perfectamente en nuestra psique. Ah, para dar ánimos, fíjate son sólo 2 personas:http://www.lavanguardia.com/tecnologia/moviles-dispositivos/iphone-ipad/20140217/54401250143/stubies-juego-original-emprendedores-catalanes.html

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias! esta gracioso el juego, aunque el ejemplo de sacar pasta con los videojuegos en estos ultimos tiempos ha sido Flappy bird. ¡Menuda se ha montado! Pero bueno, yo no quiero tanta pasta como ganaba su autor, con que pueda vivir y pagar mis desarrollos me conformo :P

      Saludos!

      Eliminar
  2. Ah, cierto siempre me olvido de preguntarlo... ¿Cuántos comentarios hay que hacer en este blog para ganar el trofeo de bronce? :P

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que ya tendrías el de platino, e igual hasta eres el único que está leyendo tooodo el Blog. xD

      Eliminar